Erika Sánchez |  Domingo 16 de julio de 2017 | El Sol de Puebla

Los migrantes poblanos que han decidido regresar de Estados Unidos y que se han acercado a las autoridades estatales para buscar opciones laborales, se han inclinado por trabajos en el sector automotriz, de la construcción y en áreas de limpieza, reportó Humberto Cuevas, director de Oficinas en el Extranjero y Vinculación del gobierno estatal.

 Aunque no reveló el número de indocumentados poblanos que han sido apoyados laboralmente, bajo el argumento de que se están recopilando los datos para la integración de un informe, puntualizó que algunos de ellos ya han sido insertados en dependencias estatales y en la Iniciativa Privada.

En entrevista con este medio de comunicación, el funcionario de la Coordinación Estatal de Asuntos Internacionales y de Apoyo a Migrantes Poblanos precisó que a los poblanos que recién regresan al estado se les canaliza inmediatamente al área de documentación, dado que muchos de ellos requieren actas de nacimiento, CURP, INE y otros documentos personales que se necesitan para reincorporarse a la vida social y económica de Puebla.

“Hay un gran número de migrantes que es vinculado a diferentes empresas y dependencias como del gobierno del estado como de la Iniciativa Privada, tanto pronto llega el migrante es atendido, es documentado y posteriormente es vinculado”, dijo.

Por su parte, Alma Patricia Soria Ayuso, titular de la coordinación estatal de apoyo a migrantes, añadió que estas personas también están siendo capacitadas para facilitar su reincorporación en todos los ámbitos.

“Estamos trabajando en el tema de las capacitaciones que fue un compromiso que hizo el Ejecutivo precisamente para propiciar la preparación de los migrantes en retorno e incorporarlos en diversos proyectos de campo, de infraestructura básica, autoempleo”, dijo.

Según datos de la delegación del Instituto Nacional de Migración (INM), en el primer semestre de este año fueron deportados 3 mil 732 poblanos del país del norte, lo cual significa una reducción del 37.5 por ciento en comparación con el mismo periodo de 2016, pues en éste la cifra fue de 5 mil 968 migrantes poblanos.

A finales de abril, en la Mixteca Poblana, el gobernador Antonio Gali Fayad y el titular del Instituto Nacional de Migración (INM), Ardelio Vargas Fosado, pusieron en marcha la Estrategia de Apoyo a Migrantes poblanos, con la que se busca fortalecer los programas y garantizar el respeto a los derechos de este sector.

El programa -lanzado a propósito del recrudecimiento de las políticas antiinmigrantes por parte del presidente de Estados Unidos, Donald Trump- consiste en la realización de acciones en materia de educación, desarrollo económico, seguridad, asesoría legal, salud y empleo, destacando la creación del Instituto Poblano de Asistencia al Migrante.

En ese entonces el mandatario estatal refirió que una de las acciones que destacan en la estrategia de apoyo a migrantes poblanos es la contratación de los deportados como maestros para la impartición de la materia de inglés, dado que se estima que más del 80 por ciento de ellos domina a la perfección este idioma.