Milenio

Ante el avance de la caravana de migrantes, el mandatario estadunidense presumió que su país tiene fronteras fuertes y comparó la migración con lo que ha sucedido en Europa: “un desastre”

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump,  dijo que Estados Unidos es una gran nación soberana y que nunca aceptarán a quienes ingresen ilegalmente a su territorio, refiriéndose a la caravana de migrantes hondureños.

“Somos una gran nación soberana. ¡Tenemos fronteras fuertes y nunca aceptaremos a personas que entran ilegalmente a nuestro país!”.

Previo a este mensaje, el mandatario criticó a quienes quieren y abogan por la migración ilegal y asoció esta condición a acontecimientos suscitados en Europa durante los últimos cinco años.

“Para aquellos que quieren y abogar por la inmigración ilegal, basta con echar un buen vistazo a lo que ha sucedido a Europa en los últimos 5 años. ¡UN desastre total! Sólo desearían tener esa decisión de hacer otra vez”.

Recientemente Trump insistió en que al interior de la caravana de migrantes hondureños viajan personas del Oriente Medio y aunque ayer reconoció que no tiene pruebas para demostrarlo, insistió en no descartar dicha posibilidad.

Ayer por la noche, la Secretaría de Gobernación y la Secretaría de Relaciones Exteriores de México informaron que 110 personas procedentes de Honduras desistieron de continuar con los trámites para solicitar el reconocimiento de la condición de refugiado y se acogieron voluntariamente al regreso asistido a su país.