Un niño de siete años viajó solo desde Honduras a la frontera sur de Estados Unidos buscando a su papá

Gael, un menor no acompañado hondureño, llegó a Roma, Texas, con un grupo de inmigrantes centroamericanos para buscar a su padre a quien, explica, no ha visto desde hace dos años.

Gael, un niño de siete años que viajaba con una caravana de inmigrantes hondureños y que recorrió más de 2,900 kilómetros que separan a su país de origen de Estados Unidos, llegó a Roma, Texas, en busca de su padre. Este menor es uno más entre las decenas de miles de menores que han llegado sin ser acompañados por un adulto a la frontera sur del país.

Gael dice a Univision Noticias que lleva dos años sin ver a su padre. Al preguntarle dónde está, responde. “En Estados Unidos”. Cuenta que su madre está en México, “en una bodega”.

Los inmigrantes que lo acompañan explican que lo cuidaron, incluso por indicación de los coyotes (traficantes de personas), pero dicen que ellos no vieron a la mamá de Gael cuando lo conocieron, según cuenta Fanny Ramos, una joven hondureña que viaja con otra niña de seis años. “Él dice que trae papeles sobre su papá y una dirección”, asegura.